Santi Bueno se despide del Girona y pone rumbo a Wolverhampton

Santi Bueno, que se convertirá en la venta más alta de la historia del Girona, ya está en Inglaterra, donde pronto anunciará su fichaje por el Wolverhampton. El central uruguayo solo tenía que pasar las pruebas, el último trámite porque el traspaso, que oscilará entre los diez y los doce millones de euros, sea una realidad. Bueno ya se ha despedido de sus antiguos compañeros y dejará el Girona después de cuatro temporadas y 120 partidos jugados. El club se reservará un 20% de una futura venta del futbolista, que firmará hasta el 2028.

El adiós de Bueno es un batacazo difícil de digerir para el Girona, que vende al jugador por, aproximadamente, la mitad de su cláusula de rescisión, estipulada en 25 millones; y dolorosa para la afición, que tenía mucha estima al futbolista. Solo el tiempo dirá si el negocio es redondo o, quizás, se habría podido hacer una venta más alta, a sabiendas de las cantidades que se mueven en la Premier League y que el Girona, a pesar de reconocer ser un club vendedor para poder crecer, se tenía que hacer fuerte en la negociación. Hace unos días, Míchel aseguraba que no entraba en sus planes perder a ninguno de los titulares indiscutibles, o piezas clave. Y Bueno, a pesar de no haberse podido estrenar todavía en la Liga, a causa de las molestias de la lesión hecha a finales de la temporada pasada, lo era.

Bueno es el cuarto titular del curso pasado que abandona Montilivi, después de las despedidas de Oriol Romeu en el Barça, Riquelme al Atlético de Madrid y Taty Castellanos en la Lazio.

Una línea envejecida

De largo, la línea que ahora hay que reforzar es el eje de la defensa, donde hay pocos futbolistas específicos y, todavía menos, jóvenes con recorrido. David López, de 34 años, es lo más fiable de todos; DaleyBlind, de 33, llegó por ‘teóricamente’ partir de la banda izquierda; Juanpe Ramírez, de 32; y Bernardo Espinosa, de 34, han perdido su condición de indiscutibles, a pesar de que los dos han tenido participación en las tres jornadas de Liga, aunque en el caso del colombiano haya sido testimonial. Alexander Callens, de 31, tiene las puertas abiertas de par en par.

Santi Bueno era el futbolista con más proyección de una línea que, si ya de por si siempre ha llevado problemas, ahora estos se acentúan todavía más por la necesidad gerundense de cerrar una operación. Eric García sería el hombre que resolvería dos ecuaciones de golpe, ocupando el eje defensivo y el pívot si alguna vez hace falta, pero cerrar el acuerdo no es nada sencillo.

El Girona, que seguro que tiene que tener un plano B, un C e incluso un D que todavía no han salido a la luz, se la jugará en 48 horas que no darán ningún tipo de tregua y que pueden presentar alguna sorpresa de última hora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *