Rubiales, condenado a duplicar la pensión de sus hijas por “incremento sustancial” de sus ingresos

Luis Rubiales, recientemente suspendido de forma temporal como presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) y como vicepresidente de la UEFA, ha sido obligado por la justicia a duplicar la pensión alimenticia que paga a su exmujer por las tres hijas que tienen en común después de que se haya producido un “incremento sustancial” de sus ingresos. Así lo ha determinado la Sección Décima de la Audiencia Provincial de Valencia en una sentencia del pasado 19 de junio a la que ha tenido acceso EL PERIÓDICO DE ESPAÑA, del grupo Prensa Ibérica, y en la que se detalla, en base a las declaraciones de la renta del propio Rubiales, los ingresos que ha tenido durante la última década.

De esta forma, y según se desprende de los datos contenidos en esa documentación, el aún presidente de la RFEF habría pasado de ingresar 97.237 euros como rendimientos netos de su trabajo en 2011 a 955.079 euros en 2020, cuando ya llevaba dos años y medio en el cargo. Ese año cobró más del doble que en 2019 y más del cuádruple que en 2018.

Esa multiplicación por diez de sus ingresos a cuenta del trabajo habría motivado que su expareja, de la que se divorció en 2013, pidiese una revisión de la pensión alimenticia que recibe en concepto de las hijas que tienen en común. Al ser rebatida su petición por el propio Rubiales en los tribunales, la pensión actualizada habría quedado en prácticamente la mitad de lo que pedía la madre y en el doble de lo que pagaba el padre hasta la fecha. Este periódico ha intentado recabar la versión de Luis Rubiales a través de la RFEF, pero el organismo no ha querido hacer declaraciones puesto que ya no forma parte de la federación.

“Incremento de las retribuciones”

Los magistrados justifican su decisión de incrementar la pensión por “el incremento tan acusado de las retribuciones” de Rubiales, una situación que tiene que tener su reflejo, concluyen los jueces, “en la cuantía de las pensiones de alimentos, y no sólo, como ha decidido la sentencia [del 9 de mayo de 2022 por el Juzgado de Primera Instancia número 6 de Llíria], en el pago íntegro por el apelado de los gastos extraordinarios”.

La sentencia de la Audiencia Provincial de Valencia a la que ha tenido acceso EL PERIÓDICO DE ESPAÑA no acepta, por tanto, los argumentos de la defensa de Rubiales, que rechazó elevar los pagos destinados a sus hijas por el “carácter temporal de los cargos que ostenta como presidente de la Federación Española de Fútbol, y como vicepresidente de la UEFA”, pues ha detectado un “incremento sostenido en el tiempo, y creciente de sus ingresos”.

De hecho, dicen los magistrados, “en el caso de que sus retribuciones mengüen también con carácter duradero y de manera significativa, pueda interesar la reducción de su contribución alimenticia para sus hijas”, una situación que puede darse si llega a confirmarse su salida de forma definitiva de la presidencia de la RFEF y la vicepresidencia de la UEFA a raíz del caso Jenni Hermoso. Frente a la sentencia, Rubiales podía interponer un recurso de casación.

El presidente de la Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales, en una foto de archivo. | EFE

1,6 millones en ingresos

En base a la documentación aportada por la defensa de Rubiales, el presidente ingresó más de 1,6 millones de euros como rendimientos netos del trabajo entre 2018 y 2020. Su sueldo fijo, pero sobre todo sus ingresos totales, han sido un misterio desde que accediera al cargo en el verano de 2018, cuando prometió una revolución y mayor transparencia respecto al modelo de su antecesor, Ángel María Villar. Nada más tomar posesión, sin embargo, Rubiales se puso un sueldo fijo de 160.000 euros brutos anuales más un variable del 0,6% de los ingresos por patrocinios.

En su declaración de la renta, el recién investido presidente declaró haber percibido durante ese año unos ingresos netos como rendimientos del trabajo de 231.700 euros. Los ingresos, lejos de mantenerse estables en esas cantidades, se fueron duplicando año tras año conforme Rubiales ampliaba su poder en España y también en Europa.

A mediados de 2019, Luis Rubiales fue elegido de forma unánime por los miembros del Comité Ejecutivo de la UEFA como nuevo vicepresidente de la organización, cargo que ostentaba hasta la reciente suspensión de la FIFA a raíz del caso Jenni Hermoso. A cambio, y según ha trascendido, el presidente cobraba 250.000 euros brutos anuales.

A ese medio año de sueldo habría que sumarle los 160.000 euros de su sueldo fijo como presidente de la RFEF, por lo que, en bruto, solo de su trabajo habría cotizado alrededor de 285.000 euros brutos más variables. Según su declaración de la renta para ese ejercicio de 2019, Rubiales declaró haber ingresado como rendimientos netos del trabajo 458.655 euros.

El gran cambio, sin embargo, se produjo en 2020, año de la pandemia, cuando el presidente declaró haber ganado 955.078 euros, es decir, más del doble que en 2019 y más del cuádruple que en 2018, año en que empezó a presidir la Real Federación Española de Fútbol a partir de mayo.

Ingresos de Arabia Saudí

En 2020, después de cerrar la operación para llevar la Supercopa de España a Arabia Saudí, por la que la RFEF se embolsa 40 millones de euros anuales, Rubiales propuso a la asamblea una nueva modificación de sus retribuciones. La parte variable dejó de estar vinculada a los patrocinios para estarlo a los ingresos totales de la Federación, incorporando así a la cuenta acuerdos millonarios como los alcanzados con la dictadura saudí.

En concreto, Rubiales se quedaba un 0,15% de los ingresos totales de la RFEF, descontando los procedentes de las subvenciones públicas. En 2022, tras la polémica suscitada por la publicación de sus audios y conversaciones privadas, propuso un nuevo cambio, consolidado como sueldo fijo el cobrado el año anterior con la fórmula vigente entonces, 635.000 euros. Esa es la cantidad que seguía cobrando hasta el momento de ser suspendido por la FIFA, al margen de sus retribuciones como vicepresidente de UEFA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *