Mazón defiende un “gobierno para todos” en la Comunidad Valenciana

No fue casualidad que la primera gran conferencia de Carlos Mazón como presidente de la Generalitat Valenciana se celebrara en Alicante. El dirigente popular hizo lo que no había hecho antes ningún jefe del Consell, reivindicar la vertebración de la Comunidad Valenciana pero no desde Valencia, sino teniendo a Alicante como epicentro de esta unión. Prueba de ello es que ha impulsado la puesta en marcha de una Mesa del Agua para que toda la autonomía se implique ante la escasez de recursos hídricos de la provincia. En la intervención uno de sus grandes eslágones fue el de que ha llegado “la hora de Alicante” y en ella hizo balance de los primeros 51 días de su Ejecutivo, en base a un decálogo a través del que destacó los avances ya logrados en terrenos como el fiscal o el sanitario, y también abordó la situación política que ha quedado en España tras las generales del pasado 23J, un escenario en el que considera que el líder nacional del Partido Popular, Alberto Núñez Feijóo, “se ha ganado a pulso” ser investido como nuevo presidente del Gobierno.

Bajo el título de ‘La Comunitat que viene’ Mazón protagonizó este martes una nueva cita del Foro Alicante, organizado por el Club INFORMACIÓN, con el apoyo de la Universidad de Alicante, la Confederación Empresarial de la Comunitad Valenciana (CEV), Baleària, Carmencita y Eiffage. El presidente de la Generalitat inició su discurso haciendo alusión a la última edición del Foro Alicante que protagonizó, a finales de enero. En aquella ocasión presentó el plan de gobierno, “que no programa electoral”, con el que el PP concurrió a las autonómicas del 28M. De aquella cita escogió diez de las principales ideas para poner en valor el trabajo que ya ha hecho su Ejecutivo en los menos de dos meses que han transcurrido desde su constitución, con el argumento de que ha llegado el momento el momento del despegue del territorio alicantino presente en casi en todos los momentos de su intervención.

Gobernar para todos

Un Gobierno dialogante y que gobernara para todos es el primer objetuvo que se había propuesto Mazón. El alicantino explicó las negociaciones que mantuvo con el resto de fuerzas con representación en las Cortes, PSPV-PSOE, Compromís y Vox, para acabar formando un Ejecutivo con Vox, sobre los que destacó el “paso al lado” que dio su candidato a la Generalitat, Carlos Flores. Finalmente, el pasado 19 de julio anunció su Consell, paritario y formado por tres alicantinos, dos castellonenses y cinco valencianos.

Una de las grandes ideas que Mazón había defendido durante su campaña era la de reducir el gasto político. Los primeros pasos en este sentido se han dado con la reducción de doce a diez consellerias con respecto al Botànic y con un ahorro en sueldos de altos cargos políticos en torno a 7 millones de euros. El próximo pleno del Consell abordará la situación del personal eventual, lo que permitirá que esta cifra se eleve hasta los 20 millones. Otra de las grandes propuestas de Mazón fue la de llevar a cabo una reforma fiscal. Tan solo hubo que esperar al primer pleno, celebrado en el MARQ, para que se iniciaran los trámites por vía de urgencia para aplicar una bonificación del 99% sobre el Impuesto de Sucesiones y Donaciones, cuyo anteproyecto ya ha sido aprobado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *