José Díaz triste por el escándalo de ‘Aladino’: “Me apena lo que le está pasando a Cueva”

La voz amiga. José Díaz, quien fue compañero de Christian Cueva en San Martín y a quien arropó como un hijo, se siente triste por el reciente escándalo que protagonizó el futbolista de Alianza Lima. Desde Buenos Aires, el ex volante argentino está pendiente de Aladino y espera que recapacite por su bien y el de su familia.

PUEDES VER: Christian Cueva lució con singular semblante en fiesta de cumpleaños de su hija con Pamela López

—¿Qué opinas de lo que le pasa a Cueva?

—Hay varias formas de divertirnos y de cómo pasar un momento, pero, a raíz del tema deportivo y estando en Alianza, se complica. Hablar, por lo que veo y leo en las noticias de una persona a quien aprecio, es un poco fuerte y me apena. Cometió un error y se le fue de la mano…

—¿Quizá las malas juntas lo han llevado a eso?

—En el fútbol, cuando uno triunfa y está en clubes importantes y en la selección, siempre se pega a gente que te lleva a cosas que pueden llevar a confundir a alguien que no se da cuenta de qué es malo. También hay que ver que ya uno es grande, tiene familia y que debe de tener cuidado al momento de tomar decisiones.

—¿Alguna vez no fuiste a entrenar al día siguiente de una fiesta?

—Estuve en cumpleaños, reuniones con compañeros, nos quedamos hasta tarde, pero nunca falté a un entrenamiento en toda mi carrera. Por ahí, a Christian quizá su vuelta a Perú le ha generado eso.

—¿Alguna vez viste un caso parecido al de Cueva en algún club en el que jugaste?

—En San Martín, nunca pasó eso. Cuando estuve en Cobreloa, sucedió una experiencia similar con compañeros. Al final, el club les respetó el contrato ante el pedido del plantel que abogó por ellos. Con la decisión que tomó Alianza, de respetarle el contrato a Cueva, se ve que no quiere cosas que manchen al club.

—¿Alguna vez reprendiste a Cueva por alguna travesura?

—Sí, pero no como enojo, porque era un chico que se hacía querer. Más que nada fue un llamado de atención por la concentración a la hora de jugar un partido.

“HAY QUE AYUDARLO”

—¿Qué te pareció que haya pedido disculpas por su error y que diga que pedirá ayuda?

—Es bueno reconocer los errores y, si está pidiendo ayuda, hay que dársela. Noto que está viendo la realidad de lo que hizo y no desea repetirlo. Espero que se le den las cosas y que la gente que esté a su lado lo pueda cuidar. Me gustaría hablar con él para ayudarlo, darle una mano por amistad, por su bienestar y su salud.

—¿Qué le dirías?

—Le daría tranquilidad. Lo que hizo ya está hecho. Lo importante es querer cambiar y revertirlo. Le hablaría más como un padre para buscar la solución, para que siga demostrando su talento en el fútbol y por el bien de su familia.

—¿Qué recuerdas de Christian en tu paso por San Martín?

—Los mejores, fue un chico que se me pegó, le gustaba conversar mucho. Los consejos que le daba siempre eran bien recibidos. Yo hablaba con su padre, quien siempre me agradecía.

—Una anécdota de Cueva.

—Me gustaba concentrar solo y un día le pedí a Roberto Silva si podia irse a otro cuarto y aceptó. Y de pronto, viene Christian, me pide para que me acompañe y me dice: “Ya pues, viejito, te voy a ayudar con las cosas, te pongo música y te bailo. No te voy a molestar”, lo cual me dio risa y le dije que, si es así, se quedaba. Así empezó nuestra amistad y se ganó también el cariño de mi familia. Recuerdo un lindo detalle de él…

—¿Cuál?

—Cuando estaba en la selección sub-20, que iba a jugar un amistoso en Uruguay, me llamó desde el aeropuerto de Ezeiza. Me dijo que vaya porque tenía un presente. Fui con mi esposa y me regaló la camiseta de la selección peruana.

—¿Qué sientes ver a San Martín en Segunda?

—Me dolió mucho su descenso. Estoy en contacto con chicos de la utilería, los médicos, informado del club. Espero que vuelva a Primera y sea protagonista como en esos años en que fue campeón.

—¿Cuál es tu presente?

—Hice la carrera de entrenador y dirijo menores en Deportivo Laferrere, club donde me inicié. Me han dicho para dirigir al primer equipo y estamos viendo. Me gustaría tener la oportunidad de dirigir en Perú.

—Gracias, Pepe.

—Soy el agradecido y esperamos que se solucione el tema de Christian y pueda demostrar su talento por el bien de Alianza y de la selección, ya que las eliminatorias están cerca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *