Escocia responde a España y alarga su pleno

Cinco victorias en cinco encuentros es el bagaje de Escocia en la fase de clasificación, fortalecida cada jornada, sin fallo; y que no cedió ante la frágil Chipre para alargar su pleno y su dominio en el Grupo A de la fase de clasificación para la Eurocopa 2024 de fútbol, por delante de España, Noruega y Georgia.

Fue la respuesta del conjunto de Steve Clarke a la contundente goleada del combinado español en Georgia en el duelo previo de la jornada. No fue tan abrumador el triunfo escocés en Larnaca. Pero sí convincente, en la línea que muestra desde el arranque del torneo el plantel de Clarke.

Plagado de futbolistas de la Premier el conjunto escocés disfrutó de la inspiración de su líder, el centrocampista del Manchester United Scott McTominay y el liderazgo del carrilero del Liverpool Andy Robertson que apareció en todos los goles.

No dio un respiro el líder del Grupo A que al cuarto de hora ya tenía el partido más que encarrilado ante un adversario que cuenta sus partidos por derrotas. Chipre volvió a perder con Escocia, con la que ya había caído en la primera jornada de la fase de clasificación antes de salir derrotada de sus enfrentamientos ante Georgia y Noruega. El martes visita Granada para medirse a España.

Estuvo cómodo el combinado escocés que a los siete minutos abrió el marcador. Un centro al área desde la izquierda de Andy Robertson lo cabeceó primero John McGinn que alargó el balón al segundo palo donde estaba McTominay que, también de cabeza, batió a Joel Mall.

Ocho después llegó el segundo. Una falta lateral ejecutada por Robertson llegó hasta Jack Hendry que superó por alto a los defensas locales. La pelota cayó al área pequeña. Ryan Porteus metió la puntera y la llevó otra vez a la red.

La superioridad, sobre todo en el juego aéreo era evidente. Escocia encontró un filón en una especialidad que domina y que forma parte de su estilo de juego. Marcó el tercero, sentenció, a la media hora. Llevó la firma de John McGinn. El jugador del Aston Villa, en la frontal, efectuó un disparo raso que sorprendió a Mall tras recibir un pase desde la derecha de McTominay.

Solo la falta de acierto impidió un marcador mayor. Robertson era una amenaza permanente para la selección de Chipre. El lateral alcanzaba sin problemas su objetivo y centraba con precisión pero ni Callum McGregor ni Lyndon Dykes, que sustituyó a Che Adams en la segunda parte, llegaban a tiempo para rematar.

Estuvo cerca de llegar el cuarto en el tramo final. A catorce minutos del cierre, en un disparo lejano de Scott McTominay que pegó en el poste derecho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *