Cedric da la victoria al Valladolid en el minuto 90

El canterano Iván Cedric, que saltó al terreno de juego en el minuto 83, dio al Real Valladolid ante el Cartagena una victoria balsámica (1-0) que le da un cierto respiro, ante un rival peleón que buscó el gol hasta el final.

El partido era determinante para el futuro de Paulo Pezzolano en el cuadro blanquivioleta y decidió mantener los tres centrales y añadir a Sylla en punta de ataque junto a Kenedy, en detrimento de Marcos André.

Por su parte, Víctor Sánchez del Amo también buscó réditos ofensivos con Ayllón y Ortuño, y realizó alguna variación respecto al anterior choque ante el Zaragoza, como la de Luis Muñoz por Gonzalo Verdú en defensa.

Ambos equipos buscaron el control del balón desde el inicio, pero fueron los locales los que lograron mandar en el juego en los primeros compases, lo que permitió a Sylla contar con la primera gran ocasión del partido, en el minuto 3.

Pero el delantero senegalés, a pesar del buen centro de Monchu, no fue capaz de llegar al remate, en un error poco habitual en un atacante. Pero era su primera titularidad y su adaptación aún no es total, así que había que dar por buena esa llegada de los blanquivioletas.

Kenedy lo intentaba diez minutos después, con un disparo pegado al poste que obligó a intervenir a Marc Martínez. Y, poco a poco, el cuadro cartagenero fue adquiriendo confianza, con una primera llegada de Jairo, cuyo remate rechazó la defensa.

En el 27, Jony Álamo, aprovechando un fallo garrafal de Juric en defensa, trató de sorprender a John, pero su disparo no llegó a encontrar los tres palos, por muy poco. Fue un nuevo impulso para el conjunto visitante, que se iba creciendo.

Y el aviso más evidente fue el gol, anulado por fuera de juego, que marcó Ortuño tras aprovechar una mala salida de meta de John Víctor. Empezaban a saltar todas las alarmas en el Real Valladolid, que tuvo a Kenedy a su mayor referente de juego, aunque no halló recompensa a su entrega.

Con el 0-0 se llegó al descanso. La inseguridad era evidente entre los pupilos de Pezzolano, pero no realizó cambios tras la reanudación, como tampoco los hizo su homólogo en el banquillo visitante.

Y Sylla se erigió en protagonista. Tuvo en sus botas el gol más claro del encuentro hasta ese momento. Pero su disparo se topó con un gran Marc Martínez, que desvió el balón con una mano cuando se cantaba el gol. Y en la jugada posterior fue el travesaño el que impidió el tanto del delantero blanquivioleta.

El jugador que más peligro creó, junto a Kenedy, fue sustituido por el técnico uruguayo, que dio entrada a Marcos André. Pero el que marcó diferencias fue, una vez más, Raúl Moro, que aportó verticalidad y demostró su poderío en los duelos individuales.

El Cartagena también movió fichas, pero el juego, con esa valentía y descaro de Moro, pasó a ser más controlado por los vallisoletanos en la recta final del choque.

El conjunto visitante trataba de aprovechar cualquier hueco en la zaga local para sacar petróleo. Y Jairo lo intentó con un fuerte disparo que despejó el meta del Real Valladolid.

La entrada de Cedric resultó providencial. Un córner sacado por Iván Sánchez lo peinó Marcos André para darle continuidad y Cedric apareció en el segundo palo para rematar y firmar el único tanto del encuentro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *